Levedad


Rápidos como el agua del río o el viento del desierto, 
nuestros días huyen.
Hay dos días, sin embargo, que me dejan indiferente:
el que se fué ayer y el que llegará mañana.
Omar Kahayyâm

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores